BLOG & NOTICIAS

Inventoras, científicas, matemáticas, escritoras, artistas… demasiadas mujeres no han recibido el sitio que merecían en las páginas de historia. ¿Y diseñadoras? El mundo de la moda, a pesar de lo que pudiera parecer, no se queda atrás. Salvo pequeñas excepciones como Coco Chanel o Jeanne Lanvin, los grandes diseñadores del siglo XIX y mediados del XX se escriben en masculino. Por eso, con motivo del próximo 8 de marzo, queremos recordar a 4 mujeres que hicieron historia, dejaron huella y cuya gran aportación a la moda perdura hasta hoy en día.

Diseñadoras y pioneras: Mujeres en la historia de la moda

Desde la invención del sujetador como forma de liberación del corsé hasta la primera mujer que reivindicó en público la utilización de los pantalones masculinos, pasando por la innovación en tejidos y cortes en los diseños, muchas son las “primeras veces” promovidas por mujeres a lo largo de la historia.

 

Madame Grès (1903-1993)

Madame Grès, nacida como Germaine Émilie Krebs y después conocida como Alix Barton, Mademoiselle Alix o creadora de la Maison Alix, es una de las diseñadoras más importantes del siglo XX y una de las mujeres que cambió el mundo de la moda.

Injustamente olvidada en la actualidad, fue enormemente valorada por sus compañeros de profesión en el París de los años 50 con colecciones de Alta Costura que eran aplaudidas unánimemente por prensa y público. Sus míticos plisados fueron su gran aportación a la moda, una sucesión de pliegues planos combinando derecho y revés que aportaban un movimiento genuino a sus vestidos. “Quería ser escultora. Para mí es lo mismo trabajar con tela o con piedra ”.

Madame Grès y sus diseños. © Eugène Rubin / FNAC / Centre national des arts plastiques – ministère de la Culture et de la Communication, Paris

 

Y así esculpía sus diseños, intemporales, de inspiración griega y que moldeaban el cuerpo envolviéndolos en tejidos de calidad sin apenas costuras. En 2011 el Palais Galliera de París recordó a Madame Grès exhibiendo sus creaciones más destacadas.

Amelia Bloomer (1818-1894)

¿Cuándo empezaron las mujeres a usar pantalones? Probablemente se lo debamos a la estadounidense Amelia Bloomer, creadora de un nuevo look formado por vestidos más cortos y pantalones anchos tipo bombacho ceñidos a los tobillos debajo. Esta prenda dio nombre a las bloomers, aquellas mujeres que desafiaban la moda impuesta para apostar por una mayor libertad y comodidad.

Amelia Bloomer y diseño popularizado por ella conocido como bloomers.

 

Corría el año 1850 cuando surgieron algunas voces que comenzaron a cuestionar el objetivo ornamental de la vestimenta femenina. Amelia Bloomer era una gran defensora de los derechos de las mujeres y editora del periódico The Lyli donde transmitía todo tipo de reivindicaciones. “La vestimenta de las mujeres debería adaptarse a sus deseos y necesidades. Debería procurar, a la vez, su salud, confort y utilidad; y, aunque tampoco debería dejar de procurar su embellecimiento personal, debería darle una importancia secundaria.” Así, muchas mujeres comenzaron a lucir pantalones por primera vez en público lo que levantó numerosas críticas y burlas, siendo toda una amenaza a los roles de género establecidos.

Asunción Bastida (1902-1995)

Balenciaga, Pertegaz, Berhanyer… y Bastida. De entre los nombres masculinos de la época más gloriosa de la Alta Costura de nuestro país, no podemos obviar una de las figuras más destacadas: la barcelonesa Asunción Bastida.

Asunción Bastida. Fotografía: Martín Caminos. MDB. Fondo Asunción Bastida.

 

Esta diseñadora dio sus primeros pasos en la moda en 1926 y llegó a exponer sus colecciones en la Exposición Internacional de Barcelona de 1929. Tuvo varias tiendas, presentó colecciones en Estados Unidos y diseñó para el cine y la televisión. Tal era su talento que en un momento de su carrera obtuvo la autorización de Christian Dior para reproducir sus modelos y poderlos firmar bajo la marca Dior. Considerada la introductora en España del uso del algodón para la playa, la calle y los vestidos de fiesta, la casa Bastida fue también una de las primeras en dedicar una sección a boutique y prêt-à-porter, que denominó Asunción Bastida Sport.

Caresse Crosby – Mary Phelps Jacobs (1891- 1970)

A pesar de que el sujetador ha sido siempre símbolo de la opresión femenina, lo cierto es que esta prenda nació para liberar a las mujeres del corsé. En un contexto en que las mujeres debían ajustar al máximo su cintura, la aparición del sujetador de una pieza -mucho más sencillo, práctico y que permitía el movimiento natural- fue del todo revolucionaria. Representó un avance en confort y salud femenina.

Como en tantos casos, la invención del sujetador es atribuida a diferentes personas. Herminie Cadolle, Marie Tucek o Paul Poiret fueron dando pequeños pasos hacia la implantación de esta prenda pero no fue hasta 1914 cuando una joven Mary Phelps-Jacobs (posteriormente Caresse Crosby) se hizo con la patente.

Caresse Crosby y el diseño de la patente de su sujetador.

 

Años antes,  cuando Mary Phelps-Jacobs se vestía para una fiesta de debutantes notó que su corsé se veía en el escote del vestido por lo que se inventó una solución de emergencia: dos pañuelos de seda cosidos con una cinta rosa y un cordel. Tal fue el éxito de esa especie de sujetador que empezó a popularizarlo entre sus amistades viendo en él un emergente negocio. Poco después vendió la patente a The Warner Brothers Corset Company (que luego fue Warnaco, propietaria de licencias de Calvin Klein, Speedo, etc.).

Cuatro mujeres que hicieron historia en la moda pero que solo son una pequeña muestra de los numerosos nombres femeninos a los que debemos nuestra vestimenta (y libertad) actual.

*Imagen de portada: Boceto de Madame Grès.

Abrir chat